Guía de limpieza industrial de la A a la Z

Guía de limpieza industrial de la A a la Z

La limpieza es primordial en nuestro ambiente de trabajo, y es que por ejemplo, si trabajamos en una fábrica, debería ser una de nuestras prioridades mantener todas las áreas de trabajo limpias y ordenadas para asegurar el correcto desempeño de las funciones de los empleados, su salud y seguridad, además del cumplimiento de las regulaciones en materia.

¿De qué se trata la limpieza industrial?

Una limpieza industrial es aquella que se lleva a cabo en cualquier fábrica o nave con la finalidad de, co0mo mencionamos anteriormente, mantener el buen estado de las instalaciones y la salud de los trabajadores, así como para cumplir con las leyes en salubridad.

Ya que existen muchos tipos de industrias: farmacéutica, pesquera, alimentaria, textil, peletera, metalúrgica,  automovilística, etc., las labores de limpieza industrial tienden a cubrir diferentes necesidades e  incluir diferentes servicios:

  • Mantenimiento.
  • Limpieza profundapara fábricas.
  • Limpieza final de obra.
  • Limpieza de oficinas, salas de espera, zonas de recepción y baños. Además de las zonas de carga y descarga, de garajes y aparcamientos.
  • Limpieza de maquinaria, cadenas de producción, frigoríficosy zonas de almacenaje.
  • Limpiezade techos, paredes y conductos de ventilación.
  • Servicios de altura(cristales y ventanas).
  • Mantenimiento de tuberíasy arquetas.
  • Control de plagasy limpieza después de llevar a cabo esta tarea.
  • Tratamiento de residuos.

¿Por qué es importante realizar una buena limpieza industrial?

Estos servicios de limpieza son imprescindibles en cualquier fábrica por diversas razones:

  • Nuestra empresa siempre está en orden, así que cuando llega una inspección de imprevisto no tenemos que preocuparnos por el estado de la misma y más importante aún, por las multas y sanciones que nos tocarían de no haber realizado las labores de limpieza necesarias.
  • Nos ayudan a garantizar el buen mantenimiento de nuestra empresa, ya que la limpieza es un factor importante para el buen funcionamiento de la maquinaria, y los sistemas de ventilación y refrigeración de las fábricas.
  • La limpieza en nuestras instalaciones nos asegura la calidad en nuestros productos, lo cuál debe ser una prioridad si trabajamos en la industria de alimentos.
  • Garantiza la salud de los trabajadores y que no estén expuestos a riesgos innecesarios, lo que a su vez previene enfermedades o accidentes laborales.

7 Técnicas de limpieza industrial más frecuentes

Tecno Cepillo, distribuidores de todo tipo de cepillos para limpieza industrial, nos comentan las técnicas de limpieza industrial más frecuentes, entre las que encontramos algunas muy conocidas y otras más complejas:

Limpieza manual

Este tipo de limpieza la podemos llevar a cabo en cualquier parte de nuestra instalación, desde baños y pequeños trozos de suelo, hasta oficinas, y se realiza con la ayuda de cepillos, fregonas, estropajos y trapos. Incluso podemos aplicarla en la limpieza de maquinaria muy grande y pesada que no es posible desmontar para desinfectar pieza por pieza.

Agua a presión

Esta limpieza consiste en la propulsión de un potente chorro de agua sobre la zona o piezas que se quieren limpiar. Por consiguiente, implica el uso de una gran cantidad de agua, así como de un espacio adecuado, tomando en cuenta que toda la zona quedará mojada. Así, se recomienda optar por este tipo de limpieza para exteriores o en una sala donde haya desagües.

Limpieza con vapor seco

Existen máquinas a vapor para la limpieza industrial, las cuales utilizan un vapor que sólo contiene un 5% de agua sobre la zona que se desea higienizar. Por medio de esta, se desinfecta y limpia en profundidad y de forma ecológica, ya que no estás utilizando ningún químico adicional. Además, el vapor desaparece por si sólo, por lo que apenas deja residuos.

Eso sí, es importante acotar que ya que el vapor seco alcanza grandes temperaturas, es mejor que este tipo de limpieza la realice un profesional. En cuyo caso, también será imprescindible que lleven puestos los equipos de protección necesarios, como gafas y guantes.

Esta técnica se puede emplear para limpiar cualquier superficie que aguante bien el calor, ya sea en interiores o en espacios al aire libre.

Limpieza industrial por remojo o inmersión

Esta técnica es muy útil para limpiar piezas pequeñas o con muchos recovecos, que suelen ser difíciles de higienizar.

Aunque se puede hacer de forma manual,  muchas empresas cuentan con instalaciones y maquinaria de limpieza industrial especializadas. Dichas instalaciones disponen de diferentes cubetas donde se ponen las piezas en remojo. Cada una de estas cubetas contiene diferentes líquidos, cada uno con una temperatura que oscila entre los 60º y 80º, para higienizar cada pieza. Incluso, algunas de las cubetas  agitan el material dentro de ellas para obtener mejores resultados. Finalmente, la pieza dentro de la cubeta pasa por un proceso de cavitación, en donde se le aplican diferentes presiones para mejorar el resultado final. También, puedes combinar esta técnica con ultrasonidos para potenciar su efecto.

Técnica de limpieza con espuma

En el mercado se pueden encontrar  espumas muy potentes, capaces de llegar a todos los huecos de una pieza o máquina.

El método de empleo es aplicarla sobre el objeto que se quiere limpiar. Se deja actuar por al menos 20 minutos, para luego,  aclarar la superficie y eliminar la suciedad.

Aquí, al igual que con la técnica del agua a presión, necesitarás un lugar por donde el agua pueda irse por algún sitio, para que el espacio no se inunde.

Limpieza con chorro de arena

Es ideal para la limpieza de algunas máquinas y fachadas. Consiste en la aplicación de arena a presión sobre las paredes para eliminar la primera capa de éstas, acabando así con la suciedad superficial. Debido a sus efectos, resulta muy útil para espacios donde las paredes se suelan manchar de humo y grasa con facilidad. De hecho, si luego pintas las paredes, estas suelen quedar como nuevas.

Limpieza in situ

Es la limpieza que debe realizarse en maquinaria de gran tamaño que no se puede desmontar y que sigue los siguientes pasos:

  • Enjuagado inicial con agua.
  • Lavado con uno o dos detergentes.
  • Aclarado para eliminar los restos químicos y de suciedad.
  • Aplicación de productos de desinfección específicos.
  • Aclarado final.

7 Maquinas profesionales que necesitas para la limpieza industrial

Maquinaria manual

Se caracterizan por utilizar energía automática o mecánica y funcionar con motores, o con electricidad, y que nos permiten:

  • Mínimo mantenimiento
  • Mecanismos que se activan por la acción del limpiador, sin la necesidad de un motor.
  • Cero contaminación.
  • Bajos costos.
  • Reducción de ruidos y humo.
  • Podemos elegir entre las versiones con batería, eléctricas, con cable eléctrico y a batería.

Maquinaria con energía eléctrica

Su principal ventaja es la movilidad, además que ofrece alimentación por cable y una larga vida útil y tiempo de uso.

Máquinas aspiradoras

Están diseñadas solo para uso profesional y disponen de una potencia superior a las domésticas. Estas deben ser manipuladas por personal cualificado para lograr un mayor grado de eficacia en la limpieza, ya que además de aspirar la suciedad y el polvo, recogen líquidos de las superficies.

Maquinaria con motor

Aunque se caracterizan por generar mucho humo y ruido, son ideales para la limpieza de espacios abiertos y funcionan de forma independiente.

Máquinas barredoras

Su ventaja dentro de los procesos de limpieza industrial es que permiten la recolección de residuos en poco tiempo y nos ofrecen diferentes versiones, desde los modelos eléctricos,  hasta con motor o manuales.

Máquinas de inyección y extracción

Estos modelos suelen utilizarse en el lavado, secado y limpieza en seco de tapicerías y alfombras, dependiendo de su material.

Máquinas fregadoras

El conductor deberá manipularlas de pie o sentado, dependiendo las dimensiones de la superficie a higienizar y el tipo limpieza que se desea realizar.

Estas disponen de depósitos de agua de gran capacidad y una gran autonomía para fregar de manera efectiva y rápida.

Los modelos que cuentan con rodillos y cepillos de disco se adaptan fácilmente a cualquier tipo de suelo, fregando, aspirando y secando la zona deseada.

Productos imprescindibles en la limpieza industrial

Desinfectantes

Su función principal  es la eliminación de bacterias, virus o microorganismos que puedan encontrarse en la superficie de cualquier lugar, por lo que son muy útiles en la limpieza de sitios como hospitales.

Detergentes y limpiadores comerciales

Estos tienen la finalidad de limpiar la superficie sin efectos corrosivos sobre el material que estamos tratando.  Se pueden utilizar tanto en agua fría como en caliente, lo que permite al consumidor ahorrar en costos. Además, los puedes encontrar en diferentes versiones, ya bien sea de forma líquida o en polvo.

Productos de limpieza clorinados

Son productos a base de cloro que se utilizan para mantener el ambiente libre de gérmenes y sirven de escudo ante los brotes de gripe estacionales y de aquellas enfermedades propias del manejo y consumo de alimentos. Por lo mismo, son los productos de limpieza favoritos en  lugares como guarderías, hospitales o restaurantes.

Disolventes comerciales

Son los productos de limpieza de uso común  en las superficies duras, ya que gracias a su alta compatibilidad con el agua le permite disolver la grasa que se acumula en espacios como la cocina, de forma fácil y eficáz.

 

Deja una respuesta